PAC1 – Conceptos básicos de vídeo y audio. Formatos de vídeo.

  1. Diferencias entre formato y códec:

    Un formato de archivo es como un tipo de contenedor, y dentro de este contenedor hay datos que se han comprimido con un códec específico. Un contenedor puede tener diferentes códecs de audio y vídeo.Un códec podríamos decir que es un dispositivo o software que se usa para comprimir o descomprimir un archivo digital. El códec puede hacer la función de codificar y decodificar un archivo.Por ejemplo, podemos tener un archivo de vídeo en diferentes formatos, como pueden ser MPEG, AVI, MOV, DV,…; y estos formatos pueden estar codificados con diferentes códecs, como pueden ser H.323, H.264, H.265, VP8,…

    En función del uso que vayamos a dar al archivo final, emplearemos un formato y unos códecs concretos.

    Alguna vez nos hemos encontrado con que hemos podido reproducir un vídeo de un formato concreto y hemos tenido problemas para reproducir otro del mismo formato debido a que en nuestro ordenador no teníamos instalados los códecs necesarios para poder descodificar el contenido.

  2. MPEG:

    Los archivos MPEG utiliza una compresión con pérdida de información pero suele ser algo impercetible para nuestros ojos. Es uno de los formatos más utilizados en los últimos años que han ofrecido muy buena calidad con un volumen de compresión bastante alto.
    El funcionamiento de los algoritmos que se usan para comprimir estos archivos se hace en pequeños paquetes que pueden ser fácilmente transmitidos y posteriormente ser descomprimidos.

    Los principales códecs más utilizados son:

    · MPEG-1: Es un estándar de compresión de audio y vídeo. Ofrece un vídeo de resolución de 352×240 a 30fps. Tiene una calidad algo inferior a la que nos da los videos tipo VCR.

    · MPEG-2: Es un estándar para audio y video con calidad de televisión, ofreciendo resoluciones desde 720×480 y 1280×720 a 60fps con calidad CD de audio. Se usa para señales de TV por satélite, TV digital.

    · MPEG-4: Estándar de compresión de gráficos y video basados en sus antecesores MPEG1 y 2. Son archivos más pequeños y se emplean para transmitir video, imágenes, texto, capas de animación,… a través de anchos de banda no muy grandes.

    · MPEG-7 y MPEG-21: son menos conocidos que los mencionados anteriormente; el primero proporciona un sistema de herramientas para contenido multimedia aunque no tiene un uso específico; el segundo tiene como objetivo el fomento del envío y consumo de contenido multimedia para los usuarios pero respetando los derechos de autor.

  3. H.264:

    Este códec de vídeo fue creado especialmente para proporcionar unos vídeos de alta calidad manteniendo unas tasas de bits reducidas y tiene la capacidad de grabar, gestionar la compresión y distribución del vídeo. Se ha usado en grabadoras de vídeo AVCHD, en reproductores de HD DVD y Blu-ray.

    El componente H.264 es un códec de compresión de vídeo y necesita un contenedor para almacenar el archivo de vídeo. Debido a su alta calidad de codificación y descodificación, se usa para transmisión de vídeo en tiempo real con unos tamaños de archivo hasta 3 veces más pequeños que los que se consiguen con códecs tipo MPEG-2. Como punto negativo podemos decir que este tipo de códec necesita más tiempo para codificar los archivos y que no es un códec libre.

    Ver video códec H.264

  4. H.265:

    El códec H.265 es  un estándar de compresión de vídeo más eficiente que el H.264 que soporta hasta vídeos 8K y 300fps y es compatible con reproductores como VLC, Media Player Classic, y el navegador Chrome que ya permite su codificación y descodificación.

    Si comparamos el códec H.264 con el H.265 podemos decir como ejemplo que un vídeo de casi 1h en Full HD con H.264 puede pesar unos 2,5GB y el mismo vídeo codificado con H.265 puede pesar 1GB sin apreciar una gran pérdida de calidad.

    Basándome en los resultados obtenidos en ambos archivos, utilizando los mismos parámetros de compresión, la diferencia más notable es el peso del archivo codificado con H.265, de 37MB del archivo H.264 a 23,4MB con el H.265. Sorprendentemente, la calidad visual es prácticamente idéntica en ambos casos, algo que resulta una mejora muy importante a la hora de la emisión de contenidos online.

    Captura de pantalla 2018-03-13 a las 23.35.57

    Captura de pantalla 2018-03-13 a las 23.36.12

    Ver video códec H.265


  5. VP8:

    El códec VP8 es muy parecido al H.264, ofreciendo prácticamente la misma calidad excepto que cuando trabaja con vídeos de más resolución (tipo HD), su rendimiento es inferior que el del códec H.264.
    Aunque si lo miramos desde otro punto de vista, este rendimiento algo inferior puede quedar compensado si tenemos en cuenta que el códec VP8 es libre.
    Este tipo de códecs se utiliza para la retransmisión de vídeo online aunque este en concreto no ha tenido muy buena aceptación del público debido a que tenían muchas cosas por pulir para que fuese más eficiente.

    Ver video códec VP8

  6. VP9:

    El códec VP9 viene a ser muy parecido al H.265, ha sido desarrollado por Google como sustituto al VP8 y soporta contenido de hasta 8K. Este códec consigue reducir a la mitad el tamaño del vídeo y hace que la carga de estos en plataformas como Youtube, sea mucho más rápida aunque la conexión del usuario no sea muy buena, ya que cuenta con el modo de bitrate adaptable que hace que independientemente de la conexión del usuario, hace que se adapte ofreciendo la mejor calidad posible durante la reproducción del archivo.
    Aunque el códec H.265 ofrece una calidad algo superior, la descodificación del VP9 es más estricta permitiendo más estabilidad en los vídeos en streaming.

    Ver video códec VP9

  7. Conclusión:

    En estos últimos años, el mundo digital y los modos de retransmisión de contenido han evolucionado de manera exponencial. Cada vez son más los usuarios que hacen uso de dispositivos móviles, tabletas, ordenadores, televisión digital,… para consumir contenido. Esto ha hecho que la importancia de ofrecer una calidad óptima en un tiempo razonable sea un punto muy importante.
    Los códecs más utilizados para la emisión de vídeos online y que están a la cabeza son el H.265 y el VP9 aunque por motivos de licencias y del tipo de codificación empleada, el que va ganando terreno es el VP9. Tanto Netflix, Youtube, Vimeo, Amazon Prime,… hacen uso de él mientras que el VP10 se presenta como actualización al VP9.
    Lo mejor que tienen este tipo de códecs, además de la gran compresión y la calidad que ofrecen, es el bitrate se adapta a la conexión que tiene cada usuario dando una calidad de vídeo acorde a ésta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *